sábado, 29 de octubre de 2016

Mirando (Pensar en) las musarañas


¿Quién no se ha quedado alguna vez así, como ido, colgado de alguna ensoñación(1) y lejos de lo que está pasando a su alrededor? Precisamente: pensando en las musarañas.
Siempre creí que se relacionaba con la palabra compuesta de musa y araña, por aquello de que te lleva, como musa, a otros mundos creativos, y te enreda como tela de araña dirigiendo una mirada perdida a cualquier rincón en lo alto.
Era una interpretación bastante poética y me gustaba, sin duda alguna, más que la real, que basa su origen en las palabras latinas mus y araneus .
Suele pasar: la realidad suele ser dura, más que las ensoñaciones, y descubrí que la tal musaraña era un ratón. Bastante curioso, sí, por su "trompa", su voracidad, su veneno, sus hábitos nocturnos y su miopía, pero como eso (salvo su toxicidad) es propio de casi todos los roedores, nada veía tan destacable entre sus hábitos como para llevarme la sorpresa de que los egipcios lo consideraban animal sagrado, representación del dios Horus, miope, capaz, sin embargo, de restaurar la vista.


Sí, como lo cuento, tan sagradas que, a modo de amuleto, eran momificadas y conservadas en sarcófagos como el que se muestra en la imagen.
¿Cómo pasó entonces este animalito a representar el "estar ido", en las nubes, el estar en otra cosa en mitad de una reunión, conferencia, clase, etc.?
Bueno, pues dicen que también se llamó así a esas nubes pasajeras que a veces se forman en los ojos impidiéndonos ver normalmente, lo que se acercaría más a esa primera interpretación en la que yo creía.
Y para reforzarlo, mi admirado Francisco de Quevedo, en su "Cuento de cuentos" habla de contemplar las musarañas para indicar el hacer algo de poca utilidad y provecho, cuando la persona se pierde, se evade, pensando en temas intranscendentes que muchas veces ni recuerda después.
¿Qué queréis que os diga? Cuando me quedo pensando en las musarañas estoy tan lejos de estos animalitos, que me sigo quedando, a pesar de todo, con mis musas y arañas, con mi primera interpretación.
.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.
(1).- Ensoñación.- Acción y efecto de ensoñar. Tener ensueños. (Del lat. insomnĭum).
1. m. Sueño o representación fantástica de quien duerme.
2. m. Ilusión, fantasía.
De ensueño: 1. loc. adj. Ideal, fantástico, maravilloso.
.*.*.*.*.*.*.*.*.*.*.

Ejercicio propuesto: ¿Buscamos animales a los que atribuímos características especiales, como el zorro, el lince, la araña, etc.?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por comentar. Un saludo.