PayPal

martes, 22 de septiembre de 2020

De noche, todos los gatos son pardos

 Esta conocida sentencia, como muchas otras que hemos visto, tiene una aplicación literal y otra (u otras) figurada.

En el primer caso, viene a decirnos que cuando no hay capacidad de visión por falta de luz, es difícil identificar las características peculiares de cualquier cosa. En este caso, se refiere a gatos por ser animal nocturno y cercano a nosotros.

En el mismo contexto usaba mi madre uno: "De día no veo, de noche me espulgo (1)", y es que no es la noche el mejor momento para "fijar la vista", está claro.

Pero tenemos la significación figurada que es la que confiere a esta máxima la categoría de sabia, puesto que hay circunstancias que impiden captar las diferencias entre unos y otros, que hacen parecer a todos iguales. Envueltos en la masa, en el bullicio o entre un numeroso grupo, es una labor delicada "separar la paja del grano" y juzgar con justicia, de manera que tendemos a generalizar en nuestros juicios demasiado a menudo.

Esto puede ser aprovechado por muchos que, permaneciendo entre el anonimato de la gente corriente, aprovecha para "hacer de las suyas" pasando desapercibido.

De sobra sabemos que no todos los gatos son pardos ¿verdad?

.*.*.*.*.*.

Relacionándolo con la literatura, tenemos la novela
"Todos los gatos son pardos", de Carlos Fuentes, (puede leerse en línea) que nos retrotrae a la época del encuentro Moctezuma-Cortés, en la conquista de México.
.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.
(1) espulgar= Limpiar de pulgas o piojos. Examinar, reconocer algo con cuidado y por partes.
Se puede confundir con expurgar= Limpiar o purificar algo. Dicho de la autoridad competente: Mandar tachar algunas palabras, cláusulas o pasajes de determinados libros o impresos, sin prohibir la lectura de estos.

Ejercicio propuesto: Buscar palabras con prefijos es- y ex- homófonas (sonido parecido) y significado distinto.

sábado, 5 de septiembre de 2020

De fuera vendrá quien de tu casa te echará



 Esa concluyente sentencia fue la que usó mi madre cuando me despidieron del trabajo tras la baja por maternidad porque mi sustituta - a la que había dado yo su primer trabajo- llegó a un acuerdo más ventajoso para el director.

Y es que nuestro refranero se preocupa a menudo, como ya estamos viendo, de cómo el ser humano se mueve por intereses ante los cuales se dejan de lado conceptos como familia, lazos de sangre, amistad, agradecimiento, etc. cuando se trata de medrar (1).   

Una vez más, pues, la sabiduría popular del refranero nos aconseja cuidarnos de extraños antes de poner nuestra  confianza en ellos, entendiéndose por "casa" cualquier ámbito donde se mueve la persona como espacio propio.

.*.*.*.*.*.

(1).- Dicho de una persona: Mejorar de fortuna aumentando sus bienes, reputación, etc.

.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.
Lectura recomendada en relación al tema:
 
"El inquilino" narra los insólitos sucesos que durante casi dos semanas acontecen en la vida de Mario Rota, profesor de Filología italiana en una universidad del Medio Oeste estadounidense. Mario, profesor mediocre que en muchos años tan sólo ha publicado un artículo sobre fonología, es presionado desde todos los ámbitos de su vida y principalmente desde el laboral con la llegada de un nuevo inquilino a su casa, de nombre Berkowicz, que también trabaja en su misma área de conocimiento en la universidad. En breves días Mario verá cómo Berkowicz le usurpará la mitad de sus cursos, su despacho e incluso a su amada, la doctoranda Ginger… y todo por obra y gracia de la feroz competencia en las universidades norteamericanas, concebidas más como empresas que como templos del saber llenos de parásitos. 
"El inquilino". Javier Cercas.